Make your own free website on Tripod.com
ECONOCIENCIA
EL MIEDO A LO DESCONOCIDO
Home
EL VELO DE LA ILUSIÓN
EL BIEN Y EL MAL
IMPACTO DEL COOPERATIVISMO EN LA SOCIEDAD DOMINICANA
COMENTARIOS SOBRE LA REENCARNACION
CUENTO: "EL DIA QUE PANCHO RECORDÓ SU NOMBRE"
DATOS CURRICULARES
ECONOMIA EN NOTAS (definiciones)
SERVICIOS DE CONSULTORIAS
EL MIEDO A LO DESCONOCIDO
TEORIAS DE LA TASA DE INTERES
QUE ES EL AHORRO
DECALOGO BANCARIO EN MATERIA DE PRESTAMOS
LAS NORMAS DE BASILEA Y LAS COOPERATIVAS DE AHORRO Y CREDITO.
¿Porqué Supervisar las Cooperativas de Ahorro y Crédito?
EL COOPERATIVISMO DOMINICANO.

Simeón Saint-hilaire Valerio.

 

Nuestras culturas y nuestras religiones nos han enseñado pocas cosas sobre, lo que significa la muerte,  y más que eso, sobre lo que  pasa después que se cierra la puerta hacia este  plano, es decir, los ojos del cuerpo físico.   

Es natural que ante lo desconocido sintamos temor y angustia y hagamos preguntas que luego no hayan repuestas aun por los más destacados representes de las iglesias cristianas.  A lo sumo se llega a plantear que la partida de este mundo está premiada o castigada con el descanso o el castigo eterno, según haya sido el comportamiento del ser en el plano terrenal.  Esta afirmación deja un gran vacío y un pesar que lleva a muchas personas a la desesperanza y la frustración al contemplar su existencia.  

El delincuente no encontrará en estas doctrinas, mas que una cantera de desolación, si observa su desdichada vida y la compara con la vida  santos con otros de mayor fortuna. Estos elementos antisociales, al ver la inexistencia de redención para su alma pecadora, continúan con la carrera acelerada de malhechores y en vez de buscar el arrepentimiento para no acumular más acciones negativa, se incrementa su fardo kármico, que luego hace más infeliz su existencia.  

Con un poco de entendimiento sobre la realidad que espera al ser, una vez deja la envoltura física, y las diversas oportunidades que tiene por delante, aun el más atroz de los delincuentes, estamos seguros que otros serán los resultados, una vez que el descarriado ser se auto analiza.    

La muerte, mi querido lector, no es más que el proceso mediante el cual el alma se libera del cuerpo físico y pasa a ocupar otro cuerpo de formación más ligera, el cual le permite mejor su movilidad y un  entendimiento favorable a su crecimiento  espiritual.   

Los humanos temen a la muerte, pues creen que van a desaparecer una vez llegado este proceso, sin embargo, se grande es la sorpresa cuando se encuentran fuera de su cuerpo y se dan cuenta que se está más vivo que antes, ya que la visión que se tiene de las cosas es más real y más objetiva que con la envoltura física.  

Nunca será suficiente la explicación para que no se lamente la partida de un ser querido, ante la urgente situación que envuelve al ser que acaba de desencarnar y la necesidad de que el mismo esté atento a todo lo que está sucediendo a su alrededor.  Los familiares, con sus lamentaciones, desvían la atención provocando que el espíritu no pueda asimilar las nuevas instrucciones que le permitirán crecer en su camino hacia el gran creador.  

Los seres al dejar el cuerpo físico entran en un estado de aprendizaje, cuya duración dependerá de lo preparado o no,  que haya sido su estadía en este plano.  Algunos creen que el ser inmediatamente deja su cuerpo está dispuesto para volver a ocupar otra envoltura, nada mas lejos de la realidad, pues de muy poco serviría a este espíritu volver con todo el desconocimiento y sin ningún plan definido de lo que será a grandes rasgos su nueva existencia terrenal.  

Se viene a la tierra a algo y ese algo es muy significativo e importante, las cosas no suceden por azar, todo cumple un papel en la gran obra cósmica. Por tal motivo es importante prepararse para cumplir con la misión que se nos encomiende desde lo alto.  Mírese el asunto como una empresa, la cual está dividida en departamentos y secciones y cada área hace una tarea diferente que forma parte del plan general de la empresa, si alguien se retrasa y no cumple con la cadena, la obra también queda retrasada y con ella todos sus integrantes.  

El más insignificante de los  elementos de la creación está cumpliendo un papel en esa gran obra cósmica.  De manera pues, que el que te toca a ti amigo lector, no se lo dejes a otros.  Endereza tu vida, y has el bien sin interés, que las buenas acciones serán premiadas en algún momento y en algún lugar.

 

QUE ASÍ SEA...........